Mi Transformación II

Foto 2 final

Como les platiqué antes, mi experiencia de vida sucedió para mi propia evolución pero también para impactar el medio que me rodea y espero poder ayudar e influenciar una cantidad importante de vidas.

Una vez que tomas la decisión de transformar tu vida, es importante enfocarse a  establecer objetivos. Estos deben ser realistas y alcanzables. Establece objetivos a corto plazo para que puedas ir notando los cambios, si te fijas objetivos a mediano y largo plazo, será muy fácil no cumplirlos ya que los verás lejanos y tu entusiasmo disminuirá en poco tiempo. Es importante tener en cuenta que el éxito en la obtención de resultados no es inmediato, toma su tiempo y dedicación, y solo se cumplen con la suma de pequeños logros a lo largo del camino. Haz pequeños cambios diarios, haz 1% más todos los días y verás que en un año, tú ganas.

Ten en mente que estas sembrando y tu objetivo es cosechar tus propósitos en forma de éxitos y logros. En el gimnasio no hay recetas cortas ni tampoco existen atajos, hay un dicho muy cierto que dice: “Estar en plena forma no es de tu propiedad, la estas rentando y hay que pagar renta todos los días”

En mi caso fue y sigue siendo fundamental aprovechar el conocimiento que hay en Sports World para poder fijar mis objetivos, en ellos encontré las herramientas para poder lograrlos a través de los diferentes programas que ofrecen. Dicen que para lograr tus objetivos, debes rodearte de personas que sepan lo que hacen y estar en lugares donde se respire éxito, sin duda estaba en el lugar correcto. Yo empecé con un programa llamado Body For Life que incluía entrenador personalizado y nutriólogo, 12 semanas intensas y con seguimiento. Otra vez, fije objetivos de corto plazo para poder ir viendo resultados de forma rápida y así engancharme más.

Deje a un lado las excusas, deje de echarle la culpa a los demás por no hacer las cosas, deje de quejarme, deje de dar explicaciones y me dedique a ejecutar mi estrategia. Siempre me ayudo y me sigue ayudando estar rodeado de personas que me quieren y estiman. Me aleje de los tóxicos y de los que juzgan.

No fue fácil al principio, de hecho fue muy difícil, pero el hábito hace al maestro y también es cierto que en 21 días tu cuerpo se acostumbra, desarrollas un hábito, después ya es parte de tu rutina y aunado a eso empiezas a ver los resultados de tu esfuerzo se vuelve parte de tu vida. También me permití equivocarme e hice las cosas mal de vez en cuando, al final todo es parte del aprendizaje.

Sin darme cuenta, empecé a entrar a más programas deportivos que ofrece Sports World, incluyendo Traint, Grit, estar en el equipo de Natación de Altavista y hacer varias carreras patrocinadas por SW. Al final la suma de mis objetivos de corto plazo se convirtieron en mi visión de largo plazo.

Fija tus metas de manera que puedas visualizar los resultados, ten modelos a seguir, en mi caso tenia el mejor en casa: mi Papá, que con 84 años sigue trabajando y haciendo ejercicio todos los días en Sports World. Ese es mi ejemplo a seguir, la consistencia paga y los resultados hablan por sí mismos , tienes que darte tiempo para cuidar tu salud y estar bien, al final no quieres ser una carga y tener que cuidar tu enfermedad. Tus objetivos de bienestar físico se van conectando con tus objetivos de trabajo, de vida y acabas creando un círculo virtuoso que es difícil de romper.

Estar bien físicamente te cambia la vida, la ves de otra forma, detona la mente y la autoestima, la seguridad en ti mismo te hace ir por más, decídete y descubre tu potencial.

Por: Luis Javier Fierros Farell