Proteínas que no son carne.

Las proteínas juegan un papel muy importante en el desarrollo físico y en el metabolismo, son las encargadas de mantener en forma órganos y músculos. Su integración en la alimentación es fundamental en el día a día, ya que su ausencia derivaría en problemas físicos importantes.

 Como deportistas o personas con actividad física, se debe garantizar su ingesta diaria; sin embargo, hay que considerar que no siempre deben ser proteínas animales las que cubran con este requerimiento, muchos alimentos de origen vegetal cuentan con alto contenido de proteínas que incluso, tienen más beneficios que la misma carne.

 La proteínas de origen vegetal se encuentran en alimentos como soya, semillas de cáñamo (hemp), semillas de calabaza, quinoa, chía, nueces, almendras, cacahuates, leguminosas como: garbanzos, lentejas, frijoles o alubias, ajonjolí y avena, por mencionar algunas. Como ejemplo podríamos mencionar, que la soya por cada 100gr, cuenta con 35gr de proteína. Si eres deportista, necesitarás como suplemento post entreno sólo 25gr de proteína, por lo que una porción menor a 100gr de tofú podrían cubrir esta parte.

 Algunas ventajas de estas proteínas vegetales consisten en su reducido contenido de grasas, no tienen colesterol y por ende, son una excelente herramienta para combatir enfermedades cardiovasculares (e incluso prevenirlas). También se puede mencionar que son de fácil digestión y debido a ello, se absorben más rápido en el cuerpo.

 Los alimentos vegetales en donde se encuentran más contenido de proteína serían la soya (tofú o tempeh), quinoa, seitán, chícaros, alga espirulina, semillas y nueces, amaranto,  arroz integral y las leguminosas.

 Una de las grandes dudas con respecto a las proteínas vegetales, es la calidad de los áminoacidos y la integración de éstos aminoácidos esenciales (son ocho). Uno de estos aminoácidos esenciales es la licina, que los cereales tienen en poca cantidad, pero que las legumbres pueden aportarte la suficiente cantidad de dicho aminoácido para cubrir los requerimientos.

 Estos aminoácidos esenciales no pueden ser sintetizados por el cuerpo humano, y es por esto que es indispensable ingerirlos a través de los alimentos. Las proteínas animales, proporcionan estos aminoácidos de forma integral, sin embargo para que los alimentos vegetales aporten esta misma cantidad de nutrientes, es importante mezclarse entre si. Por ejemplo, combinando cereales con leguminosas y legumbres con semillas o nueces.

 Finalmente la recomendación para llevar una dieta vegana o vegetariana, o intentar reducir tu ingesta de proteínas animales, es incluir estos alimentos en tu dieta diaria y hacer las mezclas correctamente para tener un contenido de aminoácidos esenciales adecuado.