Que el ejercicio marque tu estilo de vida ¡Ve por más!

Dicen por ahí que el ejercicio es la clave para una vida saludable, por eso, hoy queremos que la actividad física se convierta en uno de tus hábitos favoritos. Nos interesa que vayas por más y redefinas tu estilo de vida.

Te vamos a compartir un secreto para que el ejercicio se vuelva parte de tu día a día, ¿listo? La clave está en encontrar una actividad que disfrutes y, más allá de ver su práctica como una obligación, se convierta en minutos para liberarte del estrés y hasta de ciertos pensamientos negativos que pueden rondar en tu cabeza.

Recuerda que en la actualidad los gimnasios cuentan con actividades variadas, todas ellas pensadas en las preferencias de los miembros, dichas actividades pueden ir desde clases de zumba, rutinas en aparatos y caminadoras, pesas, crossfit y yoga, por mencionar algunas.

Toma en cuenta que no todas las personas disfrutan de las mismas actividades o deportes, lo cual no está mal, por el contrario, lo importante es realizar ejercicio todos los días (según las recomendaciones de las diferentes instituciones de salud) y fortalecer nuestro organismo poco a poco y paso a paso.

¡Todos los estilos de vida pueden disfrutar del ejercicio!

Recuerda que el ejercicio no es enemigo de nadie, sino un aliado para fortalecer nuestro sistema inmune y mantener un estado de salud saludable. Por ello, queremos darte algunas recomendaciones para que le saques el mayor beneficio a las horas que inviertes en el gimnasio. ¿Te agrada la idea?

  1. Si eres una persona que acaba de inscribirse al gym con la idea de ser más saludable, y lo que más te motiva son las ganas de mejorar tu estilo de vida, te recomendamos fortalecer esos minutos de ejercicio con una ingesta de minerales y vitaminas, por ejemplo, vitaminas A, C, B6, zinc, hierro, entre otras. También es importante que incluyas alimentos con ácidos grasos esenciales como los omega-3 y omega-6.
  2. Si ya tienes algunos meses en el gimnasio, y has incrementado tu actividad física, tu cuerpo requerirá reponer ciertos elementos o componentes, un claro ejemplo son los huesos, los cuales se benefician de una ingesta adecuada de calcio y vitamina D. De hecho, si se mantiene un nivel adecuado de ambos (como parte de una dieta saludable) y continúas realizando ejercicio física, puedes reducir el riesgo de padecer ciertas enfermedades relacionadas con la descalcificación.
  3. Si la disciplina y las rutinas del gym ya son parte de tu día a día, quizá sea necesario que comiences a sumar elementos que te ayuden a dar ese extra que está dentro de ti. Distintas investigaciones han descubierto que la coenzima Q10 (un potente antioxidante) beneficia a las células del cuerpo dotándolas de energía, pues se convierte en aliado de la función celular.
  4. Si ya estás a un paso de convertirte en un atleta y el cumplimiento de nuevos objetivos es tu mayor motivación. Probablemente lo que necesitas es no bajar la guardia en tu consumo de proteína. Si decides optar por una malteada proteínica, considera aquellas que no contengan gluten y cuyo índice glicémico sea bajo.

¡Haz del ejercicio un hábito!

Recuerda que el objetivo es hacer del ejercicio un hábito, y una cosa es segura: mientras más repita una acción, poco a poco se volverá permanente en tu vida. Toma en cuenta que investigadores de la University College de Londres descubrieron que se requieren 66 días (en promedio) para que actividades que implican esfuerzo, dedicación y disciplina, como empezar una rutina de ejercicio o una actividad física, se hagan automáticas. ¡Continúa, no bajes los brazos y ve por más!

Fuente:

-Ask the Scientists. Sitios consultados en junio de 2020:

https://askthescientists.com/es/habits/

https://askthescientists.com/es/qa/magnecal-d/

https://askthescientists.com/es/qa/cellsentials-study/

https://askthescientists.com/es/qa/coquinone/

https://askthescientists.com/es/qa/mysmartshake/

Posts relacionados